El testigo de la continuidad de Katy Perry

El testigo de la continuidad de Katy Perry

ESCRITO POR: JORGE DIAZ
PUBLICADO ORIGINALMENTE EN SU VERSIÓN EN INGLÉS EN VIBBIDI: Katy Perry.


Witness, el más reciente álbum de Katy Perry confirma la ruta que habrá de seguir durante mucho tiempo. En muchos casos, cuando una fórmula funciona tanto artistas como compañías no se molestan en cambiar. Creo que en este caso no es un error, debido a que no encuentro un lugar a donde Katy Perry pudiera dirigirse con sus capacidades y la trayectoria que conocemos de ella. También es cierto que cuando se pretende cambiar radicalmente los intentos pueden convertirse en un rotundo fracaso y no queremos eso para una cantante que se ha ganado el corazón de millones en todo el mundo con su naturalidad y simpatía. Creo que tanto su carisma como el acertado manejo de la imagen por parte de su equipo es lo que ha permitido que no sólo se haya mantenido en el gusto de muchos, sino también de que perdonemos el hecho de que permanezca en su estilo sin arriesgar un poco más. A todos nos hace falta un rato de ligereza durante la semana. Un trabajo bien hecho como el que nos presenta en este disco, con la dosis correcta de música con la que te puedes mover y sonreír, es suficiente para agradecerlo. Millones en el mundo estaban esperando algo así de ella y han sido recompensados al cien por ciento. Es un buen ejemplo del artista que le es fiel al público que la ha convertido en una estrella muy querida y no creo que tenga razones para cambiar mientras sus fans la recompensen con su amor, compra de discos y tickets para sus conciertos. En lo personal, siempre he preferido música más elaborada y con un contenido que comprometa más a la hora de reflexionar sobre lo que el artista propone en sus letras; sin embargo, me sorprende cuando cosas más superficiales me seducen y es el caso de todo lo que hasta ahora a entregado Katy Perry desde el inicio de su carrera. Es eso que comúnmente llamamos guilty pleasure. Y no me avergüenza decir que cada vez que sé que esta cantante ha lanzado algo nuevo me pongo feliz, no puedo esperar a escucharlo y, debo decirlo, ver los videos que con motivo de sus nuevas canciones haya creado. Al igual que muchos otros, la clave del éxito de la artista es el paquete completo: música y video. Algo de polémica para que nadie se olvide de ella, es otro elemento que podemos agregar a la fórmula. Y está bien, es parte de los tiempos que vivimos. El disco nos lleva a los lugares a los que siempre nos ha llevado Katy Perry y nos encantan. El sentido del humor está presente en casi todas las canciones, hay momentos más emotivos que otros y ese divertido estilo infantil que no abandona jamás, nos hace a todos cómplices de una felicidad que hasta nos hace sentir tontos por momentos, pero no importa. Como siempre, le doy un lugar muy especial a todo lo que hace esta cantante, porque me puede sacar un poco de esa fingida seriedad a la que la vida te obliga. Escuchemos pues, Witness, por Katy Perry.


Seria? No lo creo


El principio del disco me sacó un poco de balance, la canción que lleva el nombre del álbum me dio la impresión de un giro en el estilo de la cantante y pensé que no iba a obtener lo que estaba buscando y por lo que siempre he querido a Katy Perry. “Witness” no es una mala canción; por el contrario, muestra un lado maduro y una cierta evolución sin abandonar su estilo pero no dejaba de ser algo desconcertante el hecho de no comenzar con algo muy rítmico y lleno de sentido del humor. Fruncí el seño y dije, “se está poniendo seria la reina de la simpatía?” No lo creo, pensé. Pero escuché con atención toda la canción y aunque un poco nervioso por el hecho de estar pensando de que podía ser testigo de un error, no me dejó un mal sabor de boca, sabía que Katy Perry no me iba a decepcionar y que lo que vendría más adelante me llenaría de alegría. Por fortuna estaba en lo cierto, conforme avanza el disco uno confirma que ahí está nuestra heroína, la de “Firework” y “California Gurls”, la de “Roar” y “I Kissed a Girl” y no nos defrauda en ninguno de los tracks que incluye para este álbum. Nunca abandona esa imagen que acertadamente ha sido inspirada en los comics de Archie y el personaje Katy Keene, aunque sé que a muchos de sus fans y a la propia cantante no les gusta esta comparación, no veo dónde está el lado negativo de esto. De hecho, cada ocasión en la que por su maquillaje y vestuario me recuerdan esos comics, me parece encantador y lleno de la belleza de la cultura pop, así es que no veo por qué sentirse ofendidos.


Sin Cambiar el ritmo


Como lo dije al principio, Katy Perry no se equivoca y sigue encadenada al estilo que le ha dado el éxito global que ha tenido durante muchos años y, en este caso, creo que está muy bien. Una de las dos canciones que le aseguran el éxito comercial a este álbum es, “Chained To the Rhythm”, que demuestra claramente que el estilo es tan efectivo que no hay que cambiar nada por ahora. Colores pastel, personajes sobre maquillados, circunstancias cómicas e inverosímiles y una Katy Perry radiante que nos hace reír y movernos dentro de un ambiente muy similar a… los comics de la infancia. Así de sencillo y sin prejuicios. En esta canción se resume el espíritu de la típica Katy Perry que todos amamos.


Cuidado con las calorías


Quizá la canción que menos me gusta, tanto en lo musical como en lo que se ve en el video es “Bon Appétit” donde participa Migos. No me malinterpretes, acepto que Katy se ve hermosa de pies a cabeza, pero creo que se sale innecesariamente de su estilo para dar una imagen que no le viene bien desde mi punto de vista. Sin embargo, también debo aceptar que esta es una de las dos canciones que consiguieron los primeros lugares de preferencia en muchos países y hay que darle su reconocimiento. Recientemente a lanzado el sencillo “365” con Zedd y, de nuevo, nuestra heroína no nos ha fallado. No puedo esperar para seguir escuchando más de ella en los meses por venir.

SIGUE TODAS LAS NARRATIVAS DE JORGE DIAZ EN VIBBIDI